BRÚJULA DIGITAL: Analistas señalan que alta inversión pública, menores volúmenes y precios a productos de exportación dan como resultado mayor Déficit Fiscal

226

La alta inversión pública, la disminución de volúmenes y la baja de cotizaciones de los productos de exportación (minerales e hidrocarburos principalmente) en los mercados internacionales, ha provocado un déficit fiscal que alcanza en promedio a ocho por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), que representa en cifras 3.000 millones de dólares, señalan analistas económicos al referirse a la coyuntura nacional.

A criterio de los analistas, esa realidad determina que el principal problema que deben solucionar las autoridades nacionales, en especial las del sector económico, sea el alto déficit fiscal que inicialmente para 2019, en el PGE 2019, se situó en 6,98 por ciento, pero que en el programa Fiscal Financiero (Suscrito entre el Ministerio de Economía y Finanzas Púbicas y el Banco Central de Bolivia) se elevó a 7,8 por ciento, señalan informes de medios de comunicación nacionales.

En su explicación los analistas coinciden con la Fundación Milenio al afirmar que “con menores ingresos, se reduce la inversión y aumentan el gasto y la deuda” y explican que en el país en los últimos años, el Sector Público registró menores ingresos, pero paralelamente se registró un alto nivel de gastos además de la expansión de gastos corrientes.

«Esa situación resulta claramente en un déficit fiscal (más gastos que ingresos) que tiende a profundizarse» señala por su parte Jubileo, organización que sostiene que el déficit observado y programado en los últimos años oscilaría en alrededor de ocho por ciento del PIB, nivel que resulta preocupante en términos de sostenibilidad de las finanzas públicas.

LEER TAMBIÉN:  Informe de Milenio Sobre la economía Gestión 2010, Nº 30

De acuerdo con las estimaciones de José Luis Evia de la Fundación Milenio sobre el déficit fiscal 2019, en porcentaje este se ubicaría en alrededor a ocho por ciento y en términos monetarios la cifra alcanzaría a 3.000 millones de dólares. El economista Gabriel Espinoza al referirse a la estimación de Evia, explicó que si se toma ese parámetro, se puede calcular que en los últimos cuatro años (el año 2018 el Déficit Fiscal según cifras preliminares, alcanzó 8,14 por ciento del PIB), el déficit acumulado sumaría a una cifra cercana a 12.000 millones, desfase que en su criterio es financiado principalmente con el aumento de la deuda externa y el uso de las Reservas Internacionales.

Coincidentemente analistas e instituciones de análisis económico señalan que uno de los desafíos del próximo gobierno, será volver a los equilibrios, lo que significará reducir el gasto ante la falta de recursos, lo que podría significar la aplicación de ajustes a la economía, como la modificación del tipo de cambio para reducir el déficit fiscal.

3 de septiembre de 2019
Fuente: Brújula Digital 

Descargar “Informe de Milenio sobre la Economía de Bolivia 2019, No. 41” Descargado 1475 veces – 3 MB

Comentarios