Milenio estudia propuestas de reformas fiscales, monetarias y financieras

0
1035

Los análisis de la coyuntura económica con enfoque macroeconómico son parte del trabajo de Fundación Milenio, que ahora prepara una entrega de propuestas para el país en materia de reformas fiscales, monetarias y financieras.

El empleo, la desigualdad, las condiciones laborales, el impacto del crecimiento económico y las políticas sociales aplicadas en ese contexto son algunos de los temas presentes en los estudios y análisis periódicos de Milenio. La mayor parte de sus estudios son de libre acceso y descarga para los usuarios.

En esta entrevista el director de Fundación Milenio, Henry Oporto, explica los intereses de investigación de su institución que hacen referencia a una “transición” hacia una economía sustentable y socialmente inclusiva.

En esta época de extractivismo y de crisis de precios internacionales, ¿qué temas han priorizado como pertinentes de investigar, analizar y estudiar en el país?

La economía boliviana afronta dificultades para sostener un crecimiento más modesto, pero con costos fiscales crecientemente mayores. Así pues, creemos que la política económica requiere de cambios importantes para una etapa de transición hacia un nuevo modelo de crecimiento sustentable y socialmente inclusivo, con medidas concretas de estabilidad y equilibrios macroeconómicos. En ese sentido, en la Fundación Milenio trabajamos actualmente en un planteamiento de opciones de reformas fiscales, monetarias y financieras, que conduzcan a un aterrizaje gradual y equitativo, y que a la vez aseguren la estabilidad macroeconómica y una recuperación sostenida de la economía nacional. Este planteamiento será hecho público en los próximos tres meses y con ello esperamos contribuir a un debate consistente sobre el futuro económico del país.

¿Cree que existen nuevos enfoques de investigación para estudiar temas que son recurrentes en el país (minería, hidrocarburos)? ¿Cuáles?

El modelo extractivista, basado en una competitividad precaria de precios, está agotado, lo que plantea el reto de repensar el modelo económico y los posible nuevos motores de crecimiento. En la Fundación Milenio defendemos la idea de que esos nuevos motores de crecimiento deben ser la inversión, la productividad, la innovación y la diversificación económica, y sin dar la espalda a los recursos naturales. En ese sentido, pensamos que el tema clave a instalar en el debate público tiene que ver con las políticas más eficaces e idóneas para lograr esos objetivos, incluyendo la creación de las condiciones políticas y económicas necesarias para canalizar flujos crecientes de inversión privada nacional y extranjera y también para mejorar el clima de negocios.

Fundación Milenio suele reportar constantemente análisis de normas legales, ¿cuáles son las normas que consideran que merecen discusión y análisis?

En términos generales, creemos que los cambios indispensables en la política y el modelo económico así como la posibilidad de una recuperación económica de largo plazo deben venir de la mano del restablecimiento de la institucionalidad democrática y de la vigencia plena del Estado de derecho. Estas cuestiones son inherentes a una segunda transición democrática, que es desafío político que tiene Bolivia.

¿Cómo evalúa la producción de investigación en temas económicos en el país, desde los centros de investigación privados como desde las universidades públicas?

Difícilmente se puede hablar de investigación económica en las universidades públicas. Por suerte existen unos pocos think tanks (fundaciones y centros académicos), que desde una perspectiva independiente y venciendo múltiples restricciones financieras y sobreponiéndose a un ambiente político adverso, mantienen una encomiable labor investigativa y de análisis económico, con aportes valiosos a la producción de conocimiento científico y de un debate intelectual informado, y no únicamente en el campo económico. De hecho, la prensa independiente, muy enflaquecida en el último tiempo, se nutre de tales aportes, en no poca medida, lo cual es fundamental para el pluralismo político y la defensa de la libertad de expresión.

4 de julio de 2018
Fuente: PIEB

Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here